Body paint: colores que transforman

Body paint: Colores que transforman

Es más que maquillaje. Alumnos y profesionales demostraron la capacidad transformadora de pinturas y atrezzos de body paint sobre la piel en el Look Art’s Day. Convirtieron a modelos en criaturas terroríficas, de fantasía o en dulces hadas que desfilaron por la pasarela instalada en el Baluarte de la Candelaria en la primera Gala de Maquillaje Profesional gaditana.

Pero el Look Art’s Day, el evento organizado por la Academia Look Art Study (Avenida de Portugal 13) comenzó mucho antes de que los modelos metamorfoseados se subieran a la pasarela. Empezó hace un mes, que es el tiempo que los alumnos llevan trabajando en los atrezzos, algunos tan complejos y espectaculares como la gran cornamenta de la imagen que ilustra esta información. “Han creado sus propios personajes, buenos y malos, se han implicado muchísimo”, explica uno de los propietarios del Estudio, Paco Martín. De los 64 alumnos del centro de Puerta Tierra, 37 se han animado a participar en la exhibición; a esto hay que sumar las tres obras de los cuatro concursantes en el certamen de Body Paint.

Tras tanto preparativo, el día de la verdad empezó pronto. Poco después de las diez de la mañana, el maquillaje ya empezaba a transformar la piel de los tres modelos del concurso. La maquilladora Sandra Cobo calculaba que le llevaría más de seis horas elevar a su modelo a la categoría de diosa hindú, pincelada tras pincelada de pintura al agua. El día antes había estado hasta las dos de la mañana realizando el tocado, según explicaba su madre, que había sido conejillo de indias de la composición azul y morada imaginada por Sandra.

Dos Isabeles, Ramírez y Lago, caracterizan a agrupaciones en Carnavales, pero la temática de su obra en la gala nada tenía que ver con la fiesta gaditana, sino que trasladaba al Japón de las geishas. El tatuador Manel Ortega transformó a su modelo en un dragón acuático. Sólo la cara, explicaba, es hora y media de trabajo.

body paint
Maquillando al ganador.

En el otro extremo del Baluarte, la actividad de los alumnos era frenética. Las casamatas no sólo acogieron a los maquilladores; el Look Art’s Day ha contado con la colaboración de un buen número de marcas de maquillaje que han instalado sus stands, como Airbase, Gypsi, Belleza Profesional, Angel Nails… También hubo sitio para los centros donde se formaron los propietarios del estudio, Paco y Narciso Sánchez: el IES San Severiano y la Escuela de Arte.

En uno de los stand de marcas estaban Rafael Garrido y Julia Sánchez. Ambos se encuentran entre los diez finalistas del premio Nyx Face, un importante concurso nacional de maquillaje de fantasía. Han tenido que realizar vídeos con sus obras, los primeros con tutoriales. Rafael, estudiante de September’s Art en el mundillo, se ha decantado por una temática oscura de calavelas y demonios. Julia (Julia Smake Up), por el color trasladado a zombis, cyborgs o al circo.

Finalistas premios Nyx
En la gala estaban dos finalistas de los premios Nyx.

Entre los alumnos estaba otra concursante que espera impaciente el fallo de un jurado: Caprichossa Dominique. Su ninfa galáctica ha conseguido situarse entre los 30 finalistas del premio internacional Freedom Awards.

Paco, con la alumna de su academia finalista de un concurso internacional.
Paco, con la alumna de su academia finalista de un concurso internacional.

Los organizadores habían reservado las salas del antiguo edificio militar a una actividad muy especial: el encuentro de Make Up Gades y Sonorona con sus fans. Ambas son gaditanas y youtubers (O ‘creadoras de contenidos’, como prefiere denominarse Sonorona). Suman decenas de miles de suscriptores en sus canales dedicados al maquillaje. El ritmo de la sesión estuvo marcado por las preguntas de un público formado de seguidores que estaban deseando conocerlas de cerca. “Somos tus fans”, se presentaban  tres chicas a Sonorona, un ratito antes de empezar.

Make up Gades se llama Carmen y empezó a grabar y subir vídeos hace más de siete años “por curiosidad”. Ella es maquilladora profesional y se lo planteó como un reto. Sonorona es María, que empezó siguiendo a Carmen y un día empezó a hacer sus propios vídeos.

Para ambas, YouTube no es un trabajo: es una afición. Estudios y trabajo van antes. De hecho, temen que esta actividad no sea beneficiosa para la laboral y hacer estos vídeos reste a su imagen seriedad a ojos de un posible empleador. Carmen explica que hay tiendas que no quieren empleados con capacidad para vengarse de una mala experiencia laboral ante miles de seguidores. También pone como ejemplo a una médico de la que sus compañeros se burlaron en cuanto descubrieron que tenía un canal ¿La solución? María no pone en su cv que está en YouTube pero sí las capacidades que esto le ha proporcionado, como la edición de vídeo y foto, gestión de redes sociales… Para Carmen, al ser maquilladora, es diferente: lo dice o no en función del perfil del empleador.

Make up Gades (izquierda) y Sonorona, durante la charla.
Make up Gades (izquierda) y Sonorona, durante la charla.

Ambas desgranaron un buen número de consejos y advertencias para quien quiera seguir este camino: lleva mucho tiempo (un vídeo de cinco minutos puede suponer ocho horas de trabajo) y es necesario planificar, hay que aprender a afrontar comentarios negativos francamente desagradables, hay que tener claras las prioridades, es buena idea maquillar a otras personas para mostrar más variedad en rasgos, tipos de piel…, y hay que enfocar de forma muy clara qué contenido se va a dar para no decepcionar a los seguidores.

También se evita decepcionar a los seguidores si no se promocionan productos en los que no se cree. Ambas se alargaron en un tema que suscitó especial curiosidad. Las marcas les regalan sus productos para que los prueben y hablen de ellos en los vídeos. Bien, claro. Tras alguna experiencia desagradable, las dos han llegado a la misma conclusión: si el producto no les gusta, simplemente no hablan de él. Lo que no hacen nunca es hablar bien si no les convence.

Tras las charlas, y mientras alumnos y concursantes seguían trabajando en las casamatas, el patio empezó a animarse. Allí se instalaron dos foodstracks, la pasarela y el escenario. El escenario, a la espera de que se iniciara el concurso, acogió las actuaciones del grupo Mantra y el DJ Berto.

Por la tarde se inició el concurso y tomaron vida las criaturas en la que se habían metamorfoseado los modelos. Eduardo Tovar fue el encargado de presentar con mucho humor el certamen, que ganó el dragón de Mane Ortega, y la exhibición de los alumnos, desde los que llevan menos tiempo en la Academia hasta los que sorprendieron integrando prótesis de todo tipo en sus fantásticas criaturas. Puedes ver un vídeo con el desfile (siete minutos) aquí:

La academia

Narciso explicaba la razón de haber decidido organizar esta primera gala: la academia cumple dos años. Allí se forman los alumnos en diferentes tipos de caracterización y maquillaje, una enseñanza útil para trabajar en tiendas de maquillaje, televisión, en peluquerías (estos negocios cada vez demandan más servicios de maquillaje) o de forma autónoma. En Cádiz, indica Paco, la caracterización en Carnaval podría ser una salida más… si no fuera porque hay quien realiza este trabajo gratis. De momento, es una nueva promoción que se ‘licencia’ en un acto en el que no faltaron las lágrimas de despedida.

Puedes ver una galería de fotos en Pinterest:

https://es.pinterest.com/estrenacadiz/look-arts-day-body-paint/

 

También podría gustarte

2 thoughts on “Body paint: Colores que transforman

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies